Darse de alta como autónomo en 2023: una guía paso a paso

Ojo, que lo primero que podríamos hacer aquí sería empezar con las bromitas. Chanzas tipo: “¿Estás seguro de que quieres ser autónomo?” “¿De pagar por trabajar?” “¿De ser el eterno pringao del mundo laboral en España?”. Es probable que en tu entorno haya habido más de un vacile al respecto cuando decidiste darte de alta como autónomo

Sin embargo, aquí no hemos venido a repetir los chistes típicos. Tampoco a crear drama, o a lamentarnos de la siempre mejorable situación de los trabajadores por cuenta propia. A este artículo hemos venido con un objetivo bien claro: ayudarte en todo lo que necesites para darte de alta, conocer las nuevas cuotas de autónomos para 2023 y, en definitiva, que nada te pille de sorpresa en este mundo de los autónomos. Porque en Xolo queremos ser el Sam que todo Frodo necesita en su periplo.

Así pues: ¿quieres hacerte autónomo? ¿Sí? ¿Prometes no cejar en tu odisea para cumplir tamaña empresa? Pues si es así, aquí te dejamos una guía de cómo llegar con el anillo 💍 (tus ganas de ser autónomo) hasta el ojo de Sauron (aka tu primer mes como trabajador por cuenta propia).

Si este es tu caso, piénsalo dos veces…

Ojo, antes de que des ningún paso. Si tu plan es hacerte trabajador por cuenta propia para: 

  • ser estrella de Hollywood 
  • convertirte en vendedor de best sellers a lo Elísabet Benavent
  • o labrar tu futuro como catadora estrella de la mejor fábrica de cervezas artesanales IPA de toda Barcelona…


lo mejor es que dejes de leer esto y te vayas a dormir. Y que te replantees mañana por la mañana, con toda la tranquilidad, si tus sueños no son (quizás) un poco inalcanzables.

(No habíamos venido a vacilar, lo sabemos, pero una broma antes de meterse en materia siempre viene bien 😜)

  1. Cómo darse de alta como autónomo por primera vez
    1.1. Darse de alta en la Seguridad Social como autónomo
    1.2. Darse de alta como autónomo en Hacienda
    1.3. Alta de autónomo online
    1.4. Xolo para darse de alta como autónomo
  2. ¿Cuánto cuesta darse de alta como autónomo en 2023?
  3. Las cuotas de autónomo y las bases de cotización
    3.1. ¿Qué se cubre con la cuota de autónomos?
    3.2. ¿Cuánto se paga por la cuota de autónomos en 2023?
    3.3. ¿Qué es la cuota cero para autónomos? ¿Y la cuota reducida para nuevos autónomos?
  4. Obligaciones fiscales del trabajador autónomo
  5. ¿Es obligatorio darse de alta como autónomo si tienes ingresos bajos?
  6. Sanciones por no estar dado de alta como autónomo
  7. Altas y bajas como autónomo en un mismo año
  8. Otros trámites al darse de alta como autónomo
    8.1. Alta en el ayuntamiento
    8.2. Alta ante los organismos de trabajo
    8.3. El tema de la mutua
  9. ¿Merece la pena darse de alta como autónomo?

Cómo darse de alta como autónomo por primera vez

Vayamos a lo serio. Para empezar, los trámites para darse de alta como trabajador por cuenta propia son dos. Por un lado, hay que darse de alta en la Seguridad Social como autónomo. Y, por otro, hay que llevar a cabo el mismo proceso en Hacienda

Ambos trámites deben ser completados en un máximo de 60 días antes de que te pongas a trabajar como autónomo.

Darse de alta en la Seguridad Social como autónomo

Si quieres realizar los trámites para darte de alta como autónomo de forma presencial, la primera parada en este periplo pasa por una oficina de la Seguridad Social. Allí, y acompañado del modelo TA0521, será donde tengas que darte de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos. El famoso RETA.

El funcionario de turno te solicitará, en ese momento, los siguientes documentos:

  • tu DNI, NIE o pasaporte, acompañado del permiso de trabajo (en caso de ser extranjero)
  • la tarjeta de la Seguridad Social
  • el documento que valide tu alta en Hacienda, que se podrá entregar a posteriori.

Una vez hayas completado este primer paso, toca pasar al siguiente. Abre el Google Maps, busca la oficina más próxima de la Agencia Tributaria y dirígete hacia ella 📍

Darse de alta como autónomo en Hacienda

Cursada ya el alta en la Seguridad Social, la Agencia Tributaria nos espera. Allí, equipados con nuestro DNI, tendremos que darnos de alta como autónomos en Hacienda a través del modelo 036 o del modelo 037.

Resumiendo mucho, el modelo 037 es una versión simplificada del modelo 036. Es más sencillo, tiene menos páginas, menos complicaciones a la hora de rellenarlo. Vaya, que es menos latoso.

Pero. En la burocracia siempre hay un pero. Y es que, aunque sea más complejo, el modelo 036 es el que tienes que utilizar si:

  • Actúas a través de un representante en tu relación con la administración (un representante como ejem, ejem, nosotros, Xolo).
  • Tu domicilio fiscal y administrativo no es el mismo.
  • Estás incluido o incluida en algún régimen especial del IVA.
  • Realizas operaciones intracomunitarias, para las cuales necesitarás un número de VAT (es el IVA internacional) que solo podrás conseguir con el modelo 036.
  • Vas a abrir una empresa.


Utilices uno u otro modelo, lo que no cambiará será que, a la vez que te estés dando de alta como autónomo en Hacienda, también lo estarás haciendo en el Impuesto de Actividades Económicas (IAE). Lo habitual es que nunca tengas que pagarlo, pues el importe mínimo neto para entrar en su baremo es de 1 millón de euros. Si nos equivocamos y realmente te mueves en cantidades de siete cifras, pues oye, bien por ti *aplauso lento* 👏.

También, debido a la entrada en vigor el 1 de enero de 2023 de las cuotas de autónomo vinculadas a los ingresos reales, este será el momento en el que debas comunicar tu previsión de ingresos de cara al ejercicio anual.

New call-to-action

Alta de autónomo online

Y sí, por supuesto, lo sabemos: ha pasado ya casi un cuarto del siglo XXI. Y, como es normal a estas alturas de la película, los dos trámites antes mencionados —el de darse de alta como autónomo en Hacienda y la Seguridad Social— también se pueden llevar a cabo de forma telemática.

Realizar el alta de autónomo online es relativamente laborioso, aunque tampoco demasiado. Primero, debes acudir a la sede electrónica de la Seguridad Social y de la Agencia Tributaria. En ellas encontrarás información sobre cómo llevar a cabo los trámites antes mencionados de forma telemática.

No obstante, aquí tenemos un consejo para ti. Si buscas una forma de simplificar al máximo los trámites para darte de alta como autónomo, hay una mejor: la vía Xolo.

Xolo para darse de alta como autónomo

No es por tirarnos demasiadas flores🌹, pero la verdad es que nosotros somos algo cercano la respuesta perfecta para darte de alta como trabajador por cuenta propia. Sin costes adicionales, con solo el pago de tu cuota mensual, Xolo lleva a cabo todo los trámites para darte de alta como autónomo.

Que si el modelo 036 o el 037, que si el VAT o el IVA, que si vas a trabajar con un régimen impositivo especial o no… todo eso de lo que hemos hablado antes lo puedes ir olvidando si decides quedarte con nosotros.

Y si no es así, o todavía no lo tienes claro, siempre puedes seguir leyendo este artículo y tomar tu decisión una vez finalices. Porque ahora llegan las buenas noticias. O, al menos, las no-tan-malas-noticias.

¿Cuánto cuesta darse de alta como autónomo en 2023?

He aquí la buena noticia: pese a la reforma del reglamento de trabajadores por cuenta propia que ha entrado en vigor este año 2023 para cotizar por ingresos reales, darse de alta como autónomo sigue sin costar nada, cero, nothing, rien. Alégrate y saborea este logro en tu camino hacia ser un trabajador por cuenta propia solvente, porque será de las pocas cosas por las que no tendrás que pagar.

Y es que a partir de tu alta en el RETA y en la Agencia Tributaria, comienza el periplo de verdad. En el que cada mes finalizará con el cobro de la cuota de autónomos

Cómo funcionan las mencionadas y archiconocidas cuotas de autónomos te lo explicamos brevemente en el siguiente punto.

Las cuotas de autónomo y las bases de cotización

Básicamente, las cuotas de autónomo mensuales son la forma bajo la que los trabajadores por cuenta propia pagamos por ciertos beneficios

Dichos beneficios se pueden dividir en cinco tipos.

¿Qué se cubre con la cuota de autónomos?

  • Cobertura frente a contingencias comunes: problemas de salud o de cualquier otra índole que te impidan llevar a cabo tu trabajo como autónomo, pero que no estén relacionados con el campo laboral. 
  • Cobertura frente a contingencias laborales: el caso contrario, exactamente, al anterior. Cualquier problema físico o de salud relacionado con el trabajo. Por ejemplo, haberse torcido un tobillo al transportar cajas con tu empresa de mudanzas.
  • Cobertura frente a cese de actividad: aquí no hay mucho que explicar. Si te quedas sin trabajo como autónomo, el haber pagado tus cotizaciones te permitirá solicitar cierta cobertura frente al cese de tu actividad.
  • Formación profesional: estudios complementarios al trabajo.
  • Jubilación: algún día, cuando tengas 65 o 67 (probablemente antes) te querrás jubilar y comenzar a cobrar tu pensión por todos los años trabajados👴👵. Pues bien, para eso, también, has estado pagando tu cuota de autónomos.

¿Cuánto se paga por la cuota de autónomos en 2023?

Si en vez de basarse en vida y muerte de Jesucristo nuestros años estuvieran organizados en base a la vida de los autónomos, digamos que 2023 sería el año 1 después de haber comenzado a cotizar por ingresos reales. Porque sí, este es un cambio tan grande, tan importante, que merecería un gesto del estilo.

Y es que desde el 1 de enero de 2023, las bases de cotización de  los autónomos se calculan en torno a base a ciertos niveles de ingresos reales. A comienzos de cada ejercicio, todo trabajador por cuenta propia deberá hacer sus estimaciones sobre los ingresos que va a tener (estimación que podrá modificar cada dos meses) y, en base a ello, deberá pagar una cantidad u otra de cuota. Luego, una vez finalizado el ejercicio, será momento para que el autónomo, la Seguridad Social y Hacienda arreglen cuentas en base a quién le debe dinero a quién: si los organismos al autónomo por haber cotizado por encima de sus ingresos, o viceversa.

Te dejamos en la siguiente tabla dichas cuotas para 2023 y el ahorro que suponen respecto al año pasado en caso de que se cotizase por la base mínima:

Rendimiento neto

2023

Cuota mensual

Ahorro mensual respecto a 2022

Hasta 670 €

230 € 

-64 € 

De 670 € hasta 900 €

265 €

-34 €

De 900 € hasta 1166,70 €

275 € 

-19 €

De 1166,7 € hasta 1300 € 

291 € 

-3 € 

De 1300 € hasta 1500 €

294 € 

0 €

De 1500 € hasta 1700 €

294 €

0 €

De 1700 € hasta 1850 €

310 € 

16 €

De 1850 € hasta 2030 €

315 €

21 €

De 2030 € hasta 2330 €

320 €

26 €

De 2330 € hasta 2760 €

330 €

36 €

De 2760 € hasta 3190 €

350 €

56 €

De 3190 € hasta 3620 €

370 €

76 €

De 3620 € hasta 4050 €

390 €

102 €

De 4050 € hasta 6000 €

420 €

126 €

Más de 6000 €

500 €

122 €

 

Estas cuotas se irán actualizando, al menos, hasta 2025. Y, aunque ya no existen las tarifas planas, sí existen dos elementos nuevos a tener en cuenta para la reducción en el pago de la cuota:

  • La cuota reducida para nuevos autónomos
  • La cuota cero

¿Qué es la cuota cero para autónomos? ¿Y la cuota reducida para nuevos autónomos?

Y ya para finalizar con el tema de las cuotas de autónomos y las bases de cotización, cabe decir que también respecto a las tarifas planas este 2023 llega con cambios. A partir del 1 de enero no existen tarifas planas, sino que habrá que hablar de cuotas reducidas para nuevos autónomos y cuotas cero.

La cuota reducida, que viene a ocupar el lugar de las tarifas planas, es una tarifa plana de 80 euros durante el primer año para nuevos autónomos, tarifa que puede alargarse un segundo año si no se supera el SMI durante el primer ejercicio. Los requisitos para poder acceder a ella son los siguientes: 

  • No haber estado dado de alta durante los dos años anteriores o, en caso de haber disfrutado ya de esta deducción o de la tarifa plana, durante los últimos tres.
  • No estar dado de alta con la figura de autónomo colaborador.
  • No tener deudas con la Agencia Tributaria o la Seguridad Social.


Fuera de esta tarifa plana general, hay otra multitud de casuísticas que permiten acceder a bonificaciones o extensiones de dicha tarifa. Entre ellas: 

  • ser trabajador autónomo en un municipio de menos de 5000 habitantes;
  • estar dado de alta en el régimen de pluriactividad; 
  • ser autónomo menor de 30 años, o autónoma menor de 35; 
  • ser víctima de violencia de género o de terrorismo, o contar con una discapacidad.


Luego, además, también cabe hablar de la cuota cero para trabajadores por cuenta propia en las comunidades autónomas de Madrid, Murcia, Andalucía y las Islas Baleares. En las tres primeras comunidades las condiciones para acogerse a esta cuota cero son las mismas que para acogerse a la tarifa reducida estatal (primer año fijo si se cumplen las premisas antes comentadas, segundo año si no se supera el SMI), mientras que en las Islas Baleares está reservada únicamente a mujeres emprendedoras y autónomos menores de 35 años.

Y te preguntarás: ¿cuánto se va a ahorrar un nuevo autónomo con la cuota cero? Pues muy fácil: 80 euros de ahorro por cada mes que pueda acogerse a ella, pues la comunidad autónoma se estaría haciendo cargo del pago de la tarifa reducida.

Obligaciones fiscales del trabajador autónomo

Pero, ey, ojo, que los pagos que deberás realizar como trabajador autónomo no acaban en la cuota. Tampoco tu relación con la Agencia Tributaria finaliza en los modelos 036 o 037 de los que hablamos anteriormente. 

A final de cada ejercicio (o, si así lo prefieres, de cada trimestre) tendrás la obligación de cumplir con tu pago del IVA. Además, otro impuesto que deberás afrontar anualmente como autónomo será el del IRPF.

Lo sabemos. Así, de entrada, puede que parezcan demasiadas cosas. No solo tienes que lidiar con todo el papeleo, y con todo tu trabajo, sino que, como autónomo, también tendrás que estar pendiente de las épocas de impuestos. Para aliviarte la pena, te dejamos una buena noticia: en Xolo también te podemos echar una mano con la tramitación de los impuestos.

New call-to-action

¿Es obligatorio darse de alta como autónomo si tienes ingresos bajos?

Visto todo lo que es necesario para darse de alta como autónomo, la cuantía de las cuotas y las obligaciones impositivas, te preguntarás: “Y si tengo unos ingresos bajos, ¿también es obligatorio darse de alta como autónomo con todas las obligaciones que conlleva?”

La respuesta es que sí. Darse de alta como autónomo es obligatorio siempre y cuando lleves a cabo trabajos por cuenta propia de forma habitual, personal y directa a título lucrativo. Y mucho cuidado, porque “habitual” no quiere decir aquí dedicarle unas 20 horas al trabajo cada semana. Basta con una hora semanal de actividad laboral para que esta sea considerada habitual.

De hecho, así como hasta hace poco hacía cierto vacío legal si se cobraba menos del SMI, con la nueva reforma de las cuotas ha quedado claro que todos los autónomos deben pagar: existe hasta un tramo para aquellos que tengan menos de 670 euros de ingresos reales al mes.

Sanciones por no estar dado de alta como autónomo

La opción de la picaresca siempre está ahí, presente, y habrá quien piense en probar suerte con lo de trabajar por cuenta propia sin darse de alta en la Seguridad Social o en la Agencia Tributaria. “Hasta que me pillen”, dirán algunos😈.

Bueno, pues un consejo por nuestra parte: no es nada, pero que nada recomendable.

Como mínimo, la multa de la Seguridad Social consistiría en el pago de todas las cuotas de autónomos pendientes desde el comienzo de la actividad, sumado a un recargo del 20%. Todo ello sin tener en cuenta otras sanciones que puedan existir a mayores.

Así que no. Como ves, no compensa en absoluto.

Altas y bajas como autónomo en un mismo año

Una opción mucho más factible para todos aquellos que no tengan un trabajo tan estable como para ser autónomo los 12 meses del año es la de darse de alta como autónomo, pero por meses.

La reforma legal de 2017 fue la que introdujo esta novedad para los trabajadores por cuenta propia. Desde ese año, el Régimen General permite que un trabajador curse altas y bajas hasta tres veces durante un mismo año. De esta forma, el autónomo puede adaptarse a los picos de trabajo. Además, si uno se da de baja el día 15 de un mes, solo tendrá que pagar por esos primeros 15 días.

Suena mejor que ir a juicio con la Seguridad Social, la verdad.

Otros trámites al darse de alta como autónomo

Más allá de la relación inicial con la Agencia Tributaria y la Seguridad Social y del cumplimiento con las obligaciones anuales o mensuales —cuotas de autónomos, pago del IVA y del IRPF—, dependiendo de cuál sea tu caso también tendrás que lidiar con otros trámites al darte de alta como autónomo.

Estos son algunos de los más habituales, y que siempre tendrías que tener en cuenta.

Alta en el ayuntamiento: licencias de apertura y obras

Pongamos un caso de ejemplo: en un viaje a Cinque Terre y Nápoles te enamoras de la pizza napolitana🍕 (algo que no es nada difícil) y decides montar un take away en tu barrio, siguiendo las recetas tradicionales.

Gran idea. Te das de alta en la Seguridad Social y en Hacienda. Cubres todos los formularios, preparas todo el dinero para tu primera cuota mensual de autónomos. Alquilas el local y montas el horno y el mostrador. Todo está listo. O casi.

Porque para proceder a la apertura de un local en el que se vaya a ejercer una actividad económica necesitas un permiso del Ayuntamiento. Lo mismo ocurre en cada proceso de obras o reformas que quieras hacer en dicho local.

Obviamente, hay excepciones a la norma. Todas aquellas que se realizan en la vivienda privada o que no cuentan con atención al público no necesitan de dicho permiso, pero todo el resto, sí.

Alta ante los organismos de trabajo

Sigamos con el ejemplo de la pizzería napolitana en pleno Barrio de las Flores, en A Coruña. Imagínate que, ya desde el principio, has decidido contratar a un empleado para poder abrir el máximo de horas posible. Incluso las 24 horas durante viernes y sábado, cuando los chavales regresen de camelar por el centro de la ciudad💃.

Bueno, pues ahí tienes otro trabajo extra: cada empleado que tengas deberá ser dado de alta en la Seguridad Social, y el centro de trabajo tiene que ser inscrito en el organismo competente de tu Comunidad Autónoma. Además, también deberás disponer de un Libro de Visitas —físico o electrónico, eso ya va a tu gusto— a disposición de los inspectores de Trabajo y Seguridad Social.

El tema de la mutua

Montes una pizzería napolitana o te dediques a la traducción de chino a esperanto, lo que sí estarás obligado a hacer en cualquier caso será escoger una mutua.

Las mutuas son organismos privados que se encargan de la valoración médica de las bajas por accidente de trabajo, así como de la valoración para estas. Así pues, la elección de la mutua es un tema clave. Plantéate cuál te compensa más en términos de facilidades para contactar, la que te ofrezca una mayor confianza, o la que esté físicamente más cercana.

La elección de la mutua se llevará a cabo cuando te des de alta como trabajador por cuenta propia en el RETA,

¿Merece la pena darse de alta como autónomo?

Explicado todo lo que había que explicar sobre cómo darse de alta como autónomo, hemos llegado al final de este artículo. Y, pese a todo, es probable que la pregunta que te planteabas al principio —“¿Me compensa darme de alta como trabajador por cuenta propia?”— siga ahí; incluso ahora que lo tienes todo claro sobre las nuevas cuotas de autónomos en 2023, incluso ahora que conoces qué requisitos deben cumplir los autónomos para acceder a la cuota cero.

Poco más podemos decirte. Simplemente, invitarte a que leas el resto de artículos del blog, donde podrás encontrar diferentes puntos de vista. Y confesarte, eso sí, que aunque el camino del autónomo es como la noche de Juego de Tronos, dark and full of terrors💀, hay muchos otros aspectos que acaban compensando. Trabajar para uno mismo, tener la libertad para marcar tus propios horarios, poder viajar cuando a uno le apetece…

Y si lo que te echa para atrás son los trámites para darte de alta como autónomo, ya sabes: en Xolo nos encargamos de todo ello para que solo disfrutes de la parte buena.

New call-to-action